lunes, 6 de octubre de 2014

Reseña: JLA (Liga de la Justicia Americana): La isla del Dr. Moreau

De la mano de:

Título: JLA (Liga de la Justicia Americana): La isla del Dr. Moreau
Autor: Roy Thomas, Steve Pugh y Patricia Mulvihill
Editorial: ECC
Año de publicación: 2014
Páginas: 72
ISBN: 9788416152193
Precio: 6,95 €

"JLA: La isla del Dr. Moreau. Una fábula que helará la sangre y pondrá la carne de gallina a todos y cada uno de los leales súbditos de su majestad. La madre naturaleza corre un cruel peligro provocado por los repungnantes experimentos realizados por el creador de unas pobres bestias mudas en nombre de la ciencia y la justicia. Nadie que sea capaz de respirar se puede resistir a este osado y vigorizador relato sobre fieras criaturas que recorren la Tierra igual que nosotros con extraños poderes y habilidades superiores a los del común de los mortales.

Cuidado. Si sois sensibles e ingenuos, pues este apasionante relato sobre creaciones que desafían al Todopoderoso y sobre cómo persiguen, incansables, al azote de dos continentes, el repulsivo y homicida Jack el Destripador, no es para débiles de voluntad ni de corazón. ¡Y una vez contemplada, esta narración jamás se olvidará."

OPINIÓN PERSONAL

Muchos de vosotros conocéis ya mis gustos, y aunque no soy un gran fanático de los héroes más icónicos de DC, pero nunca, jamás de los jamases, me resistiré a leer un cómic, por chorras que sea, que contenga una revisión de los grandes clásicos de la literatura, y, aunque es una de las más olvidadas, La isla del Dr. Moreau, de Wells,  siempre llama. Y ahí que fui.

La verdad es que la historia siempre me ha picado la curiosidad ya que es algo que se aleja bastante de lo que estamos acostumbrados a leer, tal vez no tanto hoy día, pero sí si lo pensamos como algo de finales del siglo XIX, pero Wells era el Verne del nuevo siglo, y eso marca mucho. La historia original nos habla de historia de una época, de vivisección, de evolución, de selección natural... En definitiva, de decisiones morales y de lo morboso que en muchos casos tienen éstas de cara a un público general. Así, tanto la novela de Wells como esta curiosa adaptación al cómic, comienzan con un excéntrico caballero que llega de manera algo aleatoria a una isla desconocida donde convivirá con animales, humanos y... Otros seres.
Si bien se van sucediendo de manera rápida las vivencias de estos personajes, algo que, personalmente, creo que podía haber dado bastante más de sí, el avance del protagonista respecto a los hechos que presencia (es complicado intentar no spoilear demasiado a los que no hayáis leído nada en absoluto al respecto de la obra de Wells) es algo que queda muy visible y bien marcado, aunque este carácter tan definitorio hace que la actitud del propio Moreau y su ideología quede como algo más anecdótico que otra cosa, sin llamar mucho la atención hasta su llegada a Londres, donde la sociedad más "puritana" del momento hace que resalte especialmente. Y, cómo no, Jack "el Destripador", sólo diré eso.
Cierto es que me ha gustado la adaptación de los personajes a este mundo de híbridos que presentaba Wells, y que han encajado bastante bien las características humanas con las animales que han buscado representar de alguna manera, pero, sinceramente, en muchos de los casos, se me hacen más animales con trajes de superhéroes que superhéroes con aspecto animal, y creo que con eso pierde mucho. A ello hay que sumar que el más que usado recurso de Jack "el Destripador", personalmente, me sobra en toda esta historia, y es que creo que podría haber dado mucho más de sí intentando transmitir las cuestiones éticas que como trasfondo en el original que con el pastiche que tenemos entre las manos.
Por otro lado sí que me gustaría resaltar el dibujo, y es que aunque en cuanto a trazos y colores no destaca especialmente, el tratado de las líneas y de las formas hace que sean personajes muy potentes, destacando sus habilidades de tal manera que hasta yo, que no entiendo demasiado de la Liga de la Justicia, he sabido entresacar a sus principales personajes.

En resumen, no es que esta adaptación del clásico haya sido una de mis favoritas, ya que sigo quedándome con las visiones del Batman decimonónico que a veces nos trae ECC directamente desde Estados Unidos, pero tengo que reconocer que, aunque con una trama bastante manida, no se hace excesivamente densa y puede leerse para descansar un rato la mente y la vista. Si hubiera sido algo más fiel al original hubiera sido el producto perfecto para engancharme a la JLA.

3 de 5

lunes, 6 de octubre de 2014

Reseña: JLA (Liga de la Justicia Americana): La isla del Dr. Moreau

De la mano de:

Título: JLA (Liga de la Justicia Americana): La isla del Dr. Moreau
Autor: Roy Thomas, Steve Pugh y Patricia Mulvihill
Editorial: ECC
Año de publicación: 2014
Páginas: 72
ISBN: 9788416152193
Precio: 6,95 €

"JLA: La isla del Dr. Moreau. Una fábula que helará la sangre y pondrá la carne de gallina a todos y cada uno de los leales súbditos de su majestad. La madre naturaleza corre un cruel peligro provocado por los repungnantes experimentos realizados por el creador de unas pobres bestias mudas en nombre de la ciencia y la justicia. Nadie que sea capaz de respirar se puede resistir a este osado y vigorizador relato sobre fieras criaturas que recorren la Tierra igual que nosotros con extraños poderes y habilidades superiores a los del común de los mortales.

Cuidado. Si sois sensibles e ingenuos, pues este apasionante relato sobre creaciones que desafían al Todopoderoso y sobre cómo persiguen, incansables, al azote de dos continentes, el repulsivo y homicida Jack el Destripador, no es para débiles de voluntad ni de corazón. ¡Y una vez contemplada, esta narración jamás se olvidará."

OPINIÓN PERSONAL

Muchos de vosotros conocéis ya mis gustos, y aunque no soy un gran fanático de los héroes más icónicos de DC, pero nunca, jamás de los jamases, me resistiré a leer un cómic, por chorras que sea, que contenga una revisión de los grandes clásicos de la literatura, y, aunque es una de las más olvidadas, La isla del Dr. Moreau, de Wells,  siempre llama. Y ahí que fui.

La verdad es que la historia siempre me ha picado la curiosidad ya que es algo que se aleja bastante de lo que estamos acostumbrados a leer, tal vez no tanto hoy día, pero sí si lo pensamos como algo de finales del siglo XIX, pero Wells era el Verne del nuevo siglo, y eso marca mucho. La historia original nos habla de historia de una época, de vivisección, de evolución, de selección natural... En definitiva, de decisiones morales y de lo morboso que en muchos casos tienen éstas de cara a un público general. Así, tanto la novela de Wells como esta curiosa adaptación al cómic, comienzan con un excéntrico caballero que llega de manera algo aleatoria a una isla desconocida donde convivirá con animales, humanos y... Otros seres.
Si bien se van sucediendo de manera rápida las vivencias de estos personajes, algo que, personalmente, creo que podía haber dado bastante más de sí, el avance del protagonista respecto a los hechos que presencia (es complicado intentar no spoilear demasiado a los que no hayáis leído nada en absoluto al respecto de la obra de Wells) es algo que queda muy visible y bien marcado, aunque este carácter tan definitorio hace que la actitud del propio Moreau y su ideología quede como algo más anecdótico que otra cosa, sin llamar mucho la atención hasta su llegada a Londres, donde la sociedad más "puritana" del momento hace que resalte especialmente. Y, cómo no, Jack "el Destripador", sólo diré eso.
Cierto es que me ha gustado la adaptación de los personajes a este mundo de híbridos que presentaba Wells, y que han encajado bastante bien las características humanas con las animales que han buscado representar de alguna manera, pero, sinceramente, en muchos de los casos, se me hacen más animales con trajes de superhéroes que superhéroes con aspecto animal, y creo que con eso pierde mucho. A ello hay que sumar que el más que usado recurso de Jack "el Destripador", personalmente, me sobra en toda esta historia, y es que creo que podría haber dado mucho más de sí intentando transmitir las cuestiones éticas que como trasfondo en el original que con el pastiche que tenemos entre las manos.
Por otro lado sí que me gustaría resaltar el dibujo, y es que aunque en cuanto a trazos y colores no destaca especialmente, el tratado de las líneas y de las formas hace que sean personajes muy potentes, destacando sus habilidades de tal manera que hasta yo, que no entiendo demasiado de la Liga de la Justicia, he sabido entresacar a sus principales personajes.

En resumen, no es que esta adaptación del clásico haya sido una de mis favoritas, ya que sigo quedándome con las visiones del Batman decimonónico que a veces nos trae ECC directamente desde Estados Unidos, pero tengo que reconocer que, aunque con una trama bastante manida, no se hace excesivamente densa y puede leerse para descansar un rato la mente y la vista. Si hubiera sido algo más fiel al original hubiera sido el producto perfecto para engancharme a la JLA.

3 de 5